Masaje de pies

No me falta audacia, pero sabéis que publicar un post cada día supone repetir temas aunque les dé diferente perspectiva.

Hoy disfruto de un soberbio masaje de pies mientras estoy al teclado y mi mente se dispersa. Quiero escribir algo concreto, pero me distrae el placer de que mimen mis pies de ese modo y me debato entre una cosa y la otra.

Mis pies son una de mis maravillosas zonas erógenas y no estoy dispuesta a posponer algo tan placentero, y menos cuando tengo otros asuntos que atender más tarde.

Os anuncio una novedad para mañana. Es algo divertido y que a muchos os gustará, pero ahí lo dejo, tendréis que venir a ver de qué se trata.

Mañana me reiré al leer cómo ha quedado el post de hoy, pero sé que vosotros sabréis comprender mi stand-by y, sinceramente, me importa muy poco el resultado, estoy ocupada en otros menesteres 😉

1 Comment

  1. No puedo dejar pasar la referencia a su post diario para darle las gracias mas infinitas por tener esa dedicación a nuestra educación.
    Cada día aprendo, por eso todos los días entro y me siento obligado a participar…, no comprendo como no hay mas gente que comente sus post, sera porque somos diferentes y no todos entendemos de la misma forma la participación…, ¡ Animo, participar !
    La envidia me corroe del sumí que la seduce, mimando sus pies…, por otra parte me encanta que sea atendida como se merece…, cada acontecimiento que relata, me hace mas realista: muchos podemos hacerla disfrutar de la vida, uno solo no seria suficiente para satisfacer a una Dama tan compleja, con cantidad de matices, tan polimorfica y con una personalidad tan equilibrada y segura.
    Creo que una Diosa-Diabla tiene muchos devotos, pero solo los mas útiles tienen derecho a ser de su propiedad.
    Para mi una Reina con cortejo, debe ser Egoísta, buscar su satisfacción-bienestar mediante la explotación de sus lacayos-perros…, a los que educa en la Cuadra para que profundicen en su esclavitud.y disfruta en el Harem para que logren su propio subespacio.
    Con su post diario nos educa y nos seduce en la distancia, cuando la vemos alcanzamos el nirvana y asumimos nuestra esclavitud.

    Un sumí que pertenece a la Cuadra-Harem de una Diosa-Diabla

    Reply

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *