Cruel FemDom

Me preguntáis que por qué Cruel en mi Nick siendo tan agradable en mi trato con vosotros y hoy trataré de aclarar esa duda.

Soy sádica tanto física como emocional (de hecho, es uno de mis rasgos más marcados), disfruto con el sufrimiento de los que me pertenecen, de que me entreguen ese dolor que para ellos supone un sacrificio. Pero esto no es extensible al resto de la humanidad.

Soy Cruel de muchas formas diferentes, pero lo soy cuando tengo la potestad de serlo y, por supuesto, con aquéllos que disfrutan complaciéndome del modo que yo desee, que tampoco todas mis propiedades me inspiran igual nivel de sadismo.

FemDom no significa represalias, odio ni escarmientos. FemDom es una manera de ser, de expresarme y de vivir de acuerdo con lo que siento siendo honesta tanto conmigo misma como con el resto del mundo.

Pero Cruel no es sinónimo de mujer descerebrada ni desquiciada. Se puede impartir una crueldad tremenda con una gran sonrisa en los labios y a la vez sabiendo hasta dónde se puede llegar aún forzando límites o en prácticas extremas y, sin dejar de gozar de cierto egoísmo despiadado, no perder de vista el mundo real y las consecuencias de cada acción que se lleva a cabo.

Para mi es sublime provocar sentimientos de vulnerabilidad, miedo, debilidad, incertidumbre… es decir, quebrantar el orgullo y doblegar el ego, hacer sentir esa necesidad emocional (y física) de mi, llevar una mente al infierno para volver a traerla de vuelta a mis pies.

Confieso que hay expresiones de pánico que me producen ternura y otras que me excitan increíblemente.

Soy una Dama Cruel que juega a lo que le da la gana con aquéllos que se prestan a mis caprichos y que viven con mis reglas, a los que puedo hacer llorar y a la vez amar intensamente, una mujer con una dualidad equilibrada, Cruel y Dama, malvada y mimosa, autoritaria y juguetona 😉

9 Comments

  1. Tienes razon, una no tiene porque mezclar nada, se puede ser dominante, y dulce. Se puede ser cruel y tierna. Pero eso es algo que a ellos no les entra en la cabeza.
    Un beso amiga

    Reply
    • Una moneda tiene dos caras y sea cual sea la que veas al mirarla, no deja de ser la misma moneda que tiene otro lado que no puedes ver.

      Un abrazo para ti 😉

      Reply
  2. Humildemente creo que la ambivalencia es una de las mayores virtudes de un Ama. Esa capacidad de alternar entre la crueldad; incluso el sadismo,y la dulzura más extremas, me resulta particularmente deliciosa. Cuando tras un duro castigo tu Ama te abraza tiernamente, o sientes el irrefrenable impulso de arrodillarte ante Ella, abrazarle las piernas y reposar la cabeza en su regazo, y Ella te acoge y te acaricia… la sensación es sencillamente indescriptible.

    Reply
    • Muchos tienen la errónea idea del Ama látigo en mano 24 horas al día y eso sería de lo más aburrido. Mi opinión es que es bueno mostrar las emociones del modo en que las sintamos y olvidar tanta pose de cliché para poder ser lo que realmente somos.

      Reply
  3. Todas las personas tenemos tantas caras como relaciones mantenga y esa expresividad diversa es una muestra de la inteligencia que cada uno posee, para adaptarse a los diferentes entornos sociales-comunidades en donde vive.
    Las diversas conductas son un reflejo de nuestra personalidad, si tenemos éxito en la adaptación deseada, elevamos nuestra autoestima. Si fracasamos, depende de nuestra resistencia a la frustración y de la valoración que demos a la relación que nos hundamos
    Hay conductas que nos atraen a las humanos, sean vainillas o bedesemeros y es descubrir el lado oscuro que toda persona tiene… los creyentes en el DomFem como estilo de vida procuran descubrir el lado dominante o sumiso de la pareja.
    magic_de_Cruel se enorgullece de mostrar a su Dueña su lado mas oculto y se realiza como sumí con cualquiera de sus facetas… cuando es Dama alcanzo el paraíso sub-espacial, cuando es Cruel la pasión me devora las entrañas y confió que mi infierno-sufrimiento la provoque el nirvana.

    Reply
    • Como le decía a g{AM}, creo que es bueno mostrarnos tal cual somos y cómo nos sentimos en cada momento. Fingir es agotador y no lleva a ningún buen fin. No puedo humillarte si realmente no deseo hacerlo (o en el momento en que no deseo hacerlo) ni demostrarte cariño si tal cariño no existe.

      Reply
  4. Yo también lo veo así, además somos de carne y hueso. Muchos se extrañan cuando digo que me siento y más entregado a mi Ama (y pareja) porque la amo o que tal día, en lugar de ser castigado, nos hemos ido a pasear a un parque cogidos de la mano. Sé que hay mucha gente que sólo conoce el FemDom durante cortas sesiones, y luego se pone de nuevo la ropa, y vuelve a su vida vainilla, pero hasta cierto punto me pregunto si eso es realmente Dominación Femenina o simplemente una sesión de fetichismo bedesemero. Yo el FemDom lo veo más como entrega.

    Y sobre la crueldad, me gusta que mi Ama sea sádica y cruel, porque sé que forma parte de su personalidad y me atrae mucho. Pero todos tenemos momentos para una cosa y otros para otra.

    saludos y a sus pies,

    servus{Bastet}

    Reply
    • Efectivamente, servus{Bastet}, coincido contigo en que hay que saber disfrutar de cada momento, ya sea con sexo, con ausencia de él, con un helado compartido o con una tortura genital especialmente dura (por poner algún ejemplo).

      Reply
  5. Creo que los seres humanos somos mucho más que duales. Las aristas de la personalidad son múltiples y en cada uno conviven opuestos, no solo maldad y bondad.
    La convivencia armónica exige la socialización de ciertos “arranques”, pero de hecho hay acuerdos dónde aquello que socialmente no es aceptable, pasa a ser aceptado, y hasta requerido, como en el caso que comentaras.

    Reply

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *