Reglas y elecciones

En la red podemos encontrar millones de páginas dedicadas a ilustrarnos acerca de cómo ha de ser un buen sumiso o una buena Dómina, de cómo ha de comportarse cada uno, de lo que debe pensar, de lo que no debe hacer, de cómo debe sentirse, de…

En fin, no me gusta ponerme más corsés que los que yo misma elijo (en todos los sentidos) y las normas de comportamiento de mis esclavos no las va a dictar una página web, sino yo.

Hay pautas comunes en los integrantes de todos los roles, sin embargo eso no significa que tengamos que ser clones unos de otros, ni tampoco que el que no sea igual a los demás no sienta su rol.

¿Es más Dominante alguien que se ciñe a un listado de prácticas y protocolos recopilados por otros en base a experiencias de terceros y a cosas que han leído en libros de cuartos o quien tiene experiencia propia y actúa según sus preferencias, gustos y convicciones?

¿Es más sumiso alguien que sigue a rajatabla unas “reglas de oro” que alguien exhibe como dogmas o el que se somete a las reglas de su Ama?

Mi opinión es que no creo necesario ir demostrando lo mucho y bien que dominamos (u obedecemos) guiándonos por los reglamentos de otros. Pero tampoco pretendo criticar a los que prefieren seguir criterios ajenos, que aquí todos somos libres de hacer lo que más nos guste. Yo prefiero ser yo misma.

4 Comments

  1. La semana pasada, un hombre conoció a una mujer y ella resultó ser muy sumisa sexualmente.

    Ayer, esa mujer le propuso al hombre que sea su amo. Entonces el hombre se entera que existe algo llamado BDSM. Ese mismo dia, ese hombre se presenta en sitios de internet como amo, con algun nick (y me ato los dedos para no mencionar por lo menos veinte amos argentinos que se adaptan perfectamente a lo que estoy escribiendo)

    Mañana mismo escribirá decálogos sobre “como ser un buen dominante” y se propondrá ilustrarte sobre lo importante que es cumplir con dichas reglas para así ser un dominante competente y responsable.

    Reply
    • Ah, sí, lo conozco. Es ese que está al servicio de su sumisa, jajaja.

      Reply
  2. Claro, evidentemente hay que vivir la experiencia en carnes propias.

    Reply
  3. LLevo tres meses intentando iniciar a mi esposa en la dominacion femenina, y las pocas reglas que tengo me las manda ella de acuerdo con sus gustos.La primera las tareas domesticas, la segunda tengo prohibido correr y cuando tenemos relaciones le pido permiso para correrme, la tercera (esa es nueva y me la hecho en cara lo cual me sorprendio) que cuando estuvieramos en reuniones con amigos o familiares que le pidiera permiso para beber alcool. Estas reglas me la esta imponiendo seguro que habra mas. Lo de mandar y ordenar lo lleva en la sangre. Haber si hay suerte y seguimos ………..

    Reply

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *