Mucho por hacer

Y lunes de nuevo. Me espera una semana movidita con viaje, compras, decisiones y visitas muy esperadas y deseadas.

Habrá diversión a raudales de muchas formas distintas. Sí, mis perversos seguidores, del modo en que estáis pensando también 😉

Alguien me dijo con cierto tono de rencor: “tu no te aburres nunca”. ¿Aburrirme, cuándo? ¿Cuándo pongo mis garras sobre mis juguetitos? ¿Cuando me quedo en casa descansando y me muero de risa charlando online con mis amistades? ¿Poniendo manos a la obra con alguno de mis proyectos? ¿Compartiendo aquí lo que pasa por mi cabeza y mi vida?

Algo tan simple como sentarme a tomar una taza de café es muy placentero si la compañía es la adecuada (y lo era).

Hay épocas de mayor actividad y otras no tanto, pero no soy de las que se quedan en un rincón mirando la vida pasar por mi lado o envidiando las de los demás.

Me alegro muchísimo de los éxitos de mis amistades y me encanta que los compartan conmigo, me considero un buen apoyo para ellas. Y debo serlo, pues suelen acudir a mi tanto cuando algo no funciona como cuando han conseguido superar un problema personal.

¿Y no es precisamente ese el propósito de todo? Disfrutar de la vida, compartirla con quienes merecen la pena, tomar aquello que deseo, hacer lo que quiero, tener una actitud positiva y pelear por mis metas es la mejor receta contra el aburrimiento 🙂

1 Comment

  1. Mucho por aprender seria el titulo de mi posible entrada…
    Aprender a disfrutar de la vida, aunque sin estar a su lado, no concibo como puedo tocar la felicidad.
    En la distancia, mi mente solo piensa en como seducir a una Diosa con tantos devotos, la ansiedad por veros me devora las entrañas.
    Quedar con mi Ama, genera una captura hipnótica de mi atención de tal calibre que durante minutos mi conducta se paraliza, he aprendido unas rutinas para no parecer un bobalicón.
    El aburrimiento a su vera, carece de sentido, cuanto hace, dice o juega conmigo, me permite conocerla, me esfuerzo por aprender a atenderla y me siento en el nirvana cuando la noto satisfecha.
    Esas palabras “Algo tan simple como sentarme a tomar una taza de café es muy placentero si la compañía es la adecuada (y lo era)” refuerzan mi voluntad de aprender.
    Su aprendiz magic_de_Cruel

    Reply

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *