Cosas que hacer

Me doy cuenta de que llevo varios días echando broncas aquí, unas veces de forma directa y otras de modo que sólo los interesados captan el sentido de mis párrafos en su totalidad.

Y es que mi blog sirve para muchas cosas, que para eso es mi blog.

La falta de responsabilidad de la gente es un hecho y, aunque no voy a cambiar a nadie (nadie que no desee cambiar), dejo constancia de lo mucho que me desagradan las tonterías.

Pero hoy es lunes, una nueva semana comienza y nos esperan muchas cosas que vivir. Tengo que llevar mi rebenque a arreglar (en la fiesta del sábado acabó en dos pedazos), solucionar algunos problemillas y disfrutar de todo lo bueno que estoy segura que me espera estos días.

Tengo ganas de jugar con Thor, ese perro de cuatro patas tan guapo al que puede que rapte otro par de días. Entretanto jugaré con los de dos, pues también hay que poner orden en casa. Y tengo que hacer una visita a alguien en particular, una compañera de mil aventuras con la que siempre planeo (y vivo) otras mil más.

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *